17/3/2014

EL SOLDADO Y LA BAILARINA


Un soldado y una bailarina se cruzaron por la calle. Él, al verla, se cuadró enseguida. Ella giró en puntas a su alrededor y en la reverencia final le sonrió, dejando al descubierto dos hileras de dientes en rompanfilasÉl obedeció la orden de inmediato y abandonó la formación.